Un quiteño en la encrucijada

Diego Oquendo como periodista o como literato, sea en poesía o en prosa, se demuestra como un ser humano que vive por y para la palabra, y en esa realidad resuelve la encrucijada a la que lo abocan sus dos profesiones que practica con apasionamiento, lucidez y ética.

Dar clic en la imagen para leer completo

Imagen: Portada del libro comentado